La agenda pendiente del apartado J

A partir de estas recomendaciones, las representantes de medios de comunicación, instituciones y movimiento asociativo que han participado en el Seminario Medios de Comunicación y Perspectiva de Género celebrado en La Antigua Guatemala entre el 24 y el 27 de julio de 2007, han debatido sobre el papel de la comunicación en el avance de los derechos de las mujeres y concluyen que:


1. No se ha promovido suficientemente la noción del derecho a la comunicación como un derecho humano y como base del ejercicio de la ciudadanía de las mujeres.


2. Los medios de comunicación conforman identidades y son instituciones de socialización cada vez más relevantes en la sociedad globalizada. Sin embargo, numerosos estudios han demostrado que no han modificado su discurso sexista, promoviendo imágenes discriminatorias de las mujeres y fortaleciendo la desigualdad entre mujeres y hombres en las sociedades.


3. Las tecnologías de la comunicación y la información deben ser herramientas para la democratización y el empoderamiento de las mujeres en lugar de convertirse en reproductoras de la jerarquía de género.


A partir de estos tres ejes analíticos, las participantes han elaborado el siguiente diagnóstico de la situación:


* Persisten nudos en la producción de la información con perspectiva de género y en el ejercicio del derecho a la comunicación de las mujeres, lo que se traduce en las siguientes dificultades:


- Ausencia de voluntad política, en medios de comunicación e instituciones, para implementar la perspectiva de género en la comunicación.


- Falta de formación en perspectiva de género de las comunicadoras y comunicadores.


- Las comunicadoras y periodistas siguen ausentes de los puestos de decisión de los medios de comunicación, tanto convencionales como alternativos.


- Persistencia de una imagen estereotipada de las mujeres en los mensajes mediáticos y representación de las mujeres como un todo homogéneo.


- Consideración de las mujeres como receptoras pasivas.


- La agenda feminista no forma parte de la agenda mediática y no se diversifican las fuentes.


- Desencuentro o ausencia de comunicación entre los medios convencionales y los alternativos, siendo privilegiados los primeros que no contemplan a los segundos como fuentes.


- La producción intelectual de las mujeres y sus acciones políticas no encuentran canales de difusión y suelen utilizarse estilos discursivos poco adaptados a los medios (marketing social).


Algunas de las estrategias propuestas son las siguientes:


· Diversificación en el uso de canales de difusión, no limitándose a los medios convencionales y aprovechando las oportunidades que proporcionan las tecnologías, sin abandonar medios como las radios comunitarias (muy importantes en países en desarrollo y con elevada población rural y fuerte presencia de pueblos indígenas).


· Elaborar imágenes de las mujeres que muestren toda su diversidad.


· Impulsar la formación en comunicación y género, en distintos espacios y a distintos niveles (asignaturas específicas y obligatorias en las escuelas de periodismo y facultades de comunicación; talleres de capacitación para profesionales en ejercicio; seminarios y jornadas de educación crítica y comunicación externa para el movimiento asociativo, etc.).


· Estimular la elaboración de estrategias de comunicación, tanto en las instituciones públicas como en las organizaciones de mujeres, que permitan situar en la agenda mediática las necesidades e intereses de las mujeres.


· Habilitar mecanismos de observación de los medios de comunicación desde las instituciones y con participación de la ciudadanía.


· Facilitar la comunicación entre los medios de difusión y el movimiento asociativo de mujeres, para favorecer alianzas y que el propio movimiento promueva el derecho a la comunicación.


* Las políticas públicas no han incorporado suficientemente los derechos de la comunicación de las mujeres y el uso democrático de los medios en sus programas y actuaciones. Por ello es necesario:


· Promover leyes que garanticen un marco jurídico para luchar contra la discriminación de género en los medios y contra los estereotipos que persisten en la cultura.


· Elaborar líneas estratégicas para modificar imaginarios culturales sexistas desde las instituciones de igualdad y sus mecanismos (planes de acción, medidas de acción positiva, etc.).


* Conclusiones del Seminario Medios de Comunicación y Perspectiva de Género, 24-27 de julio de 2007


Centro de Formación de la Cooperación Española


La Antigua Guatemala

Add new comment