Relación entre redes sociales y trata de personas

Este trabajo fue realizado por Shela Cristal Aarvik Gómez para el Diplomado “Las víctimas del delito y de violaciones a los derechos humanos en el nuevo sistema de justicia penal en México” en julio de 2013.
A medida que internet fue evolucionando y pasamos de generar contenidos unilaterales a una intervención activa en la información, los usuarios nos volvimos más exigentes y demandamos más herramientas y sitios donde plasmar nuestras ideas, quisimos dejar de ser receptores para ser también generadores de contenidos. Es así como surge la web 2.0 y la revolución de las redes sociales y blogs; ahora todos participamos de la información en tiempo real siempre que tenemos un dispositivo con acceso a la red de redes.
Por desgracia así como los usuarios “inocentes” dejan su vida en la red, existe, paralelamente, mucha gente que busca sacar provecho de esa información y de nuestra relativa ignorancia; así como nosotros pasamos horas subiendo fotos, videos, contando sobre nuestro restaurante favorito o los compañeros de la escuela, paradójicamente, ellos – los delincuentes – pasan sus horas buscando esa valiosa información para poder obtener beneficios económicos de diferentes formas. Tenemos desde el fraude y extorsión hasta las redes de pornografía infantil y trata de personas, sin dejar de lado los casos de acoso, violación, secuestro y homicidio que han tenido como escenario de primer contacto alguna plataforma virtual.
Las redes de trata por otra parte, ansiosas por generar más ganancias y captar nuevas víctimas para explotar, han evolucionado en su modus operandi, llegando a crear estrategias de manipulación y control sobre personas que sin saberlo son enganchadas rumbo a todas las experiencias que ninguno quisiera o esperaría vivir nunca. Aquí convergen fatalmente, por un lado, una de las mejores herramientas de la comunicación y por otro la peor pesadilla de la humanidad: la esclavitud moderna.
Year of publication: 
2013